Páginas vistas en total

domingo, 28 de junio de 2015

VIVIENDO COMO PERROS?



REFLEXIÓN SOBRE VIVIENDAS

Cuando nos ponemos a pensar como Arquitectos en la construcción de una vivienda, tenemos en cuenta las necesidades del usuario, nuestro Cliente. La implantación, la orientación, y todo lo que hace a la distribución, edificabilidad, ocupación del terreno, vientos, sistema constructivo, etc. 

Para qué abundar.

No se trata de hacer 4 dibujitos. Es una tarea compleja.

Hace un tiempo leí en un suplemento tecnológico de un importante periódico, y para colmo vi, un vídeo realizado en China, sobre casas que se construyen en una impresora gigante. Muestran el proceso y hasta la terminación de las mismas.

Más allá de lo que signifique para cada cual, el resultado estético, me pregunto si es éste el camino que necesitamos para que la vivienda sea un producto tipo caseta de perro (que se usa sólo cuando llueve o se va a dormir) o un espacio para vivir, leer, estudiar, gozar, recibir amigos.

En otras palabras, si la industrialización nos lleva al resultado que muestra el video o si nuestra profesión es la que deberá intervenir para analizar este proceso. Juzguen Uds. mismos el resultado visual de la fábrica que en China puede hacer 10 casas por día de no recuerdo cuántos m2...

Analicemos si a lo económico inicial del coste, no tendrá que ser duplicado o triplicado, para convertir ese contenedor en una vivienda para una familia humana.

Analicemos en última instancia, si nos merecemos vivir en soluciones que más parecen fríos contenedores sin sentimiento ni personalidad, donde pongamos nuestros huesos y a nuestra familia, sólo adorando la economía o su precio. No un sitio donde podamos vivir nuestras emociones.

Desconocer la prefabricación es de necios. Utilizamos de manera permanente en las obras, elementos de esta producción. Paneles de fachadas livianas; paneles sanitarios, falsos suelos y techos, etc. No nos son ajenos desde hace muchos años.

Pero el contexto es otro. Suelen ser útiles elementos complementarios, que resuelven mucha mano de obra y agregan precisión a nuestro trabajo.

Me gustaría recibir vuestros comentarios sobre esto que les muestro, y cuál es vuestra opinión una vez analizado el vídeo.

Aquí va el link:


Saludos y hasta el próximo post!

1 comentario:

  1. lectora de casi todo29 de junio de 2015, 1:08

    No me gustaría vivir en un aparato como el que se muestra. Parecen más casillas para guardar materiales que una casa. Si toca en el futuro, prefiero una roulotte (casa rodante) que estos bodrios, que ni tan siquiera para nuestro perro, sería aceptable. Me gusta su blog. Lo seguiré.

    ResponderEliminar

La puerta está abierta. Comente y proponga. Esté Ud. de acuerdo o en desacuerdo. En cualquier caso, es Ud. siempre bienvenido. Su opinión es válida e interesante. Sólo se pide disentir sin insultar. No siempre el que habla más fuerte, tiene la razón. El contenido de esta página es de libre distribución, siempre que se cite la fuente y el autor. Si considera que sus derechos de autor o de imagen han sido vulnerados, le rogamos me lo comunique. Lo corregiré de inmediato. Si desea consultarme, puede hacerlo por mail (fw@arquitectoweissmann.com) o teléfono (+34 609725240), cuando lo desee.